Lavado de cogollos, qué es y cómo hacerlo

Cultivar cannabis al aire libre tiene muchos aspectos positivos, entre los que destaca la potente iluminación de espectro completo que no cuesta un céntimo, así como menos restricciones en el tamaño de la planta, lo que significa cosechas más grandes. Sin embargo, hay un lado menos positivo que es inherente al cultivo de exterior, cosas que los cultivadores no pueden controlar, como las inclemencias del tiempo y la exposición a una amplia gama de plagas y patógenos que, en su mayor parte, los cultivadores de interior pueden evitar por completo.

Esto significa que, a pesar de los mejores esfuerzos de los cultivadores para controlar insectos y hongos parásitos, durante el transcurso del período de floración las flores de cannabis al aire libre pueden acumular una sorprendente y desconcertante colección de suciedad y desechos, lo que compromete la calidad del producto final. En esta publicación, te mostraremos cómo puedes lavar tus cogollos recién cosechados para eliminar estos contaminantes y disfrutar de flores de cannabis más limpias, saludables y sabrosas.

Disfrutar de cogollos limpios no está reñido con el cultivo exterior
Disfrutar de cogollos limpios no está reñido con el cultivo exterior (Foto: Jeff W)

¿Por qué lavaría mis cogollos?

La naturaleza pegajosa de los tricomas que cubren las flores de cannabis significa que es muy fácil que se contaminen a medida que maduran. Esto puede suceder en forma de plagas como los ácaros, pulgones o trips que parasitan las plantas, o pequeños insectos voladores como moscas, jejenes o avispas que se posan en los cogollos y se quedan pegados...¡hablamos de llegar a un final realmente pegajoso! Otras plagas pueden poner huevos en la planta, larvas como las orugas dejarán sus excrementos y restos de hojas, y cuando las hojas caigan de los árboles circundantes al final del verano, también se pegarán a los brotes. Los pájaros salvajes inevitablemente dejarán excrementos en tus plantas mientras cazan insectos, ¡y siempre existe la posibilidad que encuentres alguna pluma pegada también!

Las esporas de hongos son otro problema persistente; están en el aire a nuestro alrededor e inevitablemente terminarán en las flores en algún momento. Tus plantas pueden haber sufrido un ataque de botritis y, aunque se hayan eliminado las zonas afectadas, pueden quedar en los cogollos esporas que podrían causar problemas durante el proceso de secado. Del mismo modo, una infección leve de oídio durante las últimas semanas de la floración puede dejar manchas blancas antiestéticas en flores y hojas, que deben eliminarse. Y, si has aplicado a tus plantas algún producto fitosanitario como fungicidas y pesticidas en algún momento de la floración, es muy probable que queden residuos en los cogollos que, dependiendo del producto utilizado, podrían repercutir en el sabor de las flores y en la tu propia salud.

Las plantas de exterior suelen ensuciarse más durante el cultivo que las de interior
Las plantas de exterior suelen ensuciarse más durante el cultivo que las de interior (Foto: Kim MacKinnon)

Pero no son solo los insectos y los hongos los culpables de contaminar tus cogollos. Si cultivas en un clima seco, es muy probable que el viento sople tierra sobre sus plantas, y los sistemas climáticos pueden transportar partículas finas de arena, arcilla, ceniza o polvo a grandes distancias antes de dejarlas caer sobre tus plantas dentro de las gotas de lluvia, un fenómeno que ocurre de vez en cuando aquí en Europa cuando nos despertamos después de una tormenta y encontramos una fina capa de arena sahariana por todas partes...en coches, tejados, árboles, plantas y, por supuesto, también en las flores de cannabis. Si bien este tipo de contaminación puede no ser dañino, afectará al sabor y a la calidad general del producto terminado.

Todos estos contaminantes afectarán negativamente la calidad de las flores de cannabis, haciendo que su consumo sea menos placentero y potencialmente más dañino para la salud de los consumidores. Por esta razón, cada vez más cultivadores de exterior comienzan a lavar y enjuagar los cogollos cosechados con agua limpia para eliminar la suciedad y los insectos antes de comenzar el proceso de secado.

¿Lavar los cogollos con agua? ¿Estás loco?

Lo sabemos, la idea de mojar las flores de cannabis en el momento de la cosecha suena a locura. De hecho, mojar los cogollos durante la floración es algo que la mayoría de los cultivadores intentarán evitar a toda costa. Sin embargo, es un procedimiento simple y efectivo que obtiene excelentes resultados y, en muchos casos, puede marcar la diferencia entre un cultivo de mala calidad y uno excelente. Si tienes alguna duda, te animamos a que sigas leyendo, creemos que te vas a llevar una sorpresa…

El método en sí es muy simple; implica primero lavar los cogollos en una solución de limpieza suave que eliminará la mayor parte de la suciedad y los residuos. Un segundo lavado en agua limpia ayuda a desalojar el resto de la contaminación y, finalmente, un tercer baño en agua limpia le da a las flores un enjuague final, dejándolas limpias y listas para secarse. Todo lo que necesitarás para comenzar a lavar los cogollos son algunos suministros fáciles de conseguir y tu espacio habitual bien ventilado para secar tu cosecha de cannabis.

El agua limpia y pura nos ayudará a limpiar nuestros cogollos
El agua limpia y pura nos ayudará a limpiar nuestros cogollos (Foto: David Becker)

¿Pero no eliminará el sabor y la potencia?

No, a pesar de lo que puedas estar pensando, el lavado de cogollos no tiene efectos negativos sobre el sabor o la potencia de las flores. Esto se debe a que los tricomas que contienen los cannabinoides (THC, CBD, CBG, etc.) tienen una base de aceite y, por lo tanto, son hidrofóbicos e insolubles en agua. Tampoco se desprenderán de la planta con la suave acción de lavar los cogollos, a diferencia de la vigorosa agitación necesaria para separar las glándulas de resina de la materia foliar durante el proceso de bubble hash. Los terpenos de las flores de cannabis también son, en su mayor parte, insolubles en agua, lo que significa que es muy poco probable que se pierda el sabor al lavar los cogollos en agua. De hecho, al eliminar todos esos contaminantes, mejorará el sabor y podrás experimentar el verdadero perfil de terpenos de tus cogollos.

Lo que necesitarás para lavar los cogollos:

  • Tres cubos (idealmente de 20 litros, pero más pequeños también sirven)
  • Agua limpia (filtrada o de osmosis inversa)
  • Jugo de limón y bicarbonato de sodio (para limpieza general)
    o
  • Peróxido de hidrógeno al 3% (para oídio)
  • Un tendedero para colgar los cogollos mojados

Lavado de cogollos, una guía paso a paso

  1. Coloca los tres baldes en un lugar adecuado para trabajar, en algún lugar donde no importe si se derrama un poco de agua en el suelo.
  2. Llena el primer balde con agua y agrega el agente de limpieza de tu elección.
    Si usas peróxido de hidrógeno, que es particularmente bueno para eliminar las esporas de oídio, debes agregar entre 10 ml y 12,5 ml de peróxido de hidrógeno al 3% por cada litro de agua limpia.
    Si por el contrario quieres usar jugo de limón y bicarbonato de sodio para la limpieza general, agrega una cucharadita (5ml) de cada uno por cada litro de agua en el primer balde.
  3. Llena los dos cubos restantes con agua pura y limpia.
  4. Prepara tu planta quitando todas las hojas de abanico (las más grandes) y las hojas más pequeñas sin resina. No hay necesidad de lavar las hojas grandes a menos que planees hacer jugo de cannabis crudo con ellas o quieras usarlas para hacer tus propios cannagars. Si la cubeta es demasiado pequeña para lavar una planta entera, corta ramas individuales que quepan cómodamente para que puedas lavarlas una a la vez.
  5. Sumerge las flores en el primer balde; toma la rama y, sujetando el extremo más alejado de la punta, agita suavemente de lado a lado para ayudar a la limpieza. Alrededor de 30 segundos deberían ser suficiente. Retíralo de la solución de limpieza y deja que el exceso de líquido vuelva a gotear en el mismo balde.
  6. Sumerge la rama en el segundo balde con agua limpia. Mueve suavemente la rama en el agua durante aproximadamente medio minuto, tal como hiciste en el primer balde. Retirar y dejar escurrir el exceso.
  7. Sumerge la rama en el tercer cubo, agitando suavemente una vez más para que el agua limpia pueda eliminar cualquier residuo restante o solución de limpieza. Retira la rama del agua después de 30 segundos y sacúdela suavemente para eliminar la mayor parte de la humedad.
  8. Cuelga los cogollos mojados en una línea de secado en un espacio bien ventilado y sigue el procedimiento normal de secado y curado tal y como se detalla en nuestra publicación sobre secado y curado de cogollos de marihuana. Debido a que las flores retendrán más humedad de lo normal, es importante vigilarlas de cerca mientras se secan, especialmente durante los primeros días. Es una buena idea usar uno o dos ventiladores adicionales para garantizar un buen movimiento de aire dentro del espacio de secado y, si tu presupuesto lo permite, un deshumidificador puede marcar la diferencia en el proceso de secado, especialmente en climas húmedos.

Tras el lavado debemos secar correctamente las flores como si de plantas recién cortadas se tratara
Tras el lavado debemos secar correctamente las flores como si de plantas recién cortadas se tratara

Bien, ahora que te hemos mostrado lo simple que es lavar tus cogollos, ya no hay excusa para consumir hierba sucia y plagada de insectos. No dudes en dejarnos tu opinión en los comentarios, y cuéntanos tu propia experiencia con esta útil técnica si decides utilizarla para el cultivo exterior de este año.

¡Felices cosechas!


Los artículos publicados por Alchimiaweb, S.L. están reservados a clientes adultos. Recordamos a nuestros clientes que las semillas de cannabis no figuran en el catálogo de la Comunidad Europea. Son productos destinados a la conservación genética y al coleccionismo, en ningún caso al cultivo. Está estrictamente prohibido germinarlas en algunos países, a excepción de las autorizadas por la Unión Europea. Recomendamos a nuestros clientes no violar la ley de manera alguna y no nos hacemos responsables de su uso.

Comentarios en “Lavado de cogollos, qué es y cómo hacerlo” (1)

avatar

FRED 04-10-2022
Saludos, puedo lavar con agua los cogollos en plena etapa de floración.

Dudas de envíos y pagos

Las dudas relativas a los envíos y pagos las podéis consultar en los apartados de gastos de envío y Sistemas de pago

Quieres dar tu opinión sobre "Lavado de cogollos, qué es y cómo hacerlo" o preguntar sobre ese post?

Ojo, se publica!

Asegúrate de que es un email válido. No se publica

Sobre este Blog cannábico

El presente blog es el blog oficial del Grow Shop Alchimia. Este blog está dirigido exclusivamente a mayores de 18 años.

Para comprar material para el autocultivo de cannabis puedes consultar nuestra catálogo de semillas de marihuana, grow shop y parafernalia


Suscríbete al blog

¿Quieres recibir todas las novedades, noticias y curiosidades sobre el mundo del cultivo?

¡Novedad! Panes de setas mágicas
keyboard_arrow_up